Horario de verano: por qué se hace y qué efectos tiene en la gente. - CitrusRicus Ir a contenido
Horario de verano: por qué se hace y qué efectos tiene en la gente.

Horario de verano: por qué se hace y qué efectos tiene en la gente.

Con la primavera llegan los días más largos y el cambio de hora para aprovechar mejor las horas de sol. O eso es lo que se nos ha dicho siempre.

El horario de verano es una de esas cosas que todos conocemos, pero no siempre entendemos por qué se hace realmente o qué efectos tiene en nosotros. Hemos estado leyendo y aquí os traemos un resumen de lo que hemos averiguado. 

¿Qué es el horario de verano?

Primero lo primero. El horario de verano es cuando adelantamos nuestros relojes una hora para aprovechar al máximo la luz natural durante las tardes. Empieza en primavera y dura hasta el otoño cuando pasamos al horario de invierno. ¿Por qué? Porque queremos más luz solar en nuestras vidas. Al ajustar nuestros relojes, aprovechamos al máximo las largas horas de sol del verano, lo que nos permite disfrutar de más actividades al aire libre y ahorrar energía en el proceso. 

¿Por qué se hace el horario de verano y qué efectos tiene en la gente?

  1. Ahorro de energía: Una de las razones principales para implementar el horario de verano es el ahorro de energía. Al tener más horas de luz natural durante las tardes, se reduce la necesidad de utilizar la iluminación artificial en nuestros hogares y oficinas. Esto significa menos energía consumida, perfecto para el medio ambiente.

  2. Mayor actividad: Con más luz durante las tardes, la gente tiende a estar más activa. Después del trabajo o la escuela. Ya sea dar un paseo, montar en bicicleta o simplemente disfrutar de una cena al aire libre, el horario de verano nos da esas horas adicionales de diversión y recreación. En nuestro caso tenemos más tiempo para visitar nuestro Huerto y ver como van los árboles de Perlas de Guille.
  3. Impulso a la economía: El horario de verano también puede tener un impacto positivo en la economía. Con más horas de luz natural, las tiendas, restaurantes y otros negocios pueden prolongar sus horarios de atención al cliente, lo que significa más oportunidades para que la gente salga y gaste dinero.

¿Cuáles son los efectos en la gente?

Ahora, hablemos de cómo este cambio afecta nuestras vidas diarias. Al principio, puede parecer solo una hora menos de sueño o una hora extra de sol, pero nuestro cuerpo lo nota.

  1. Cambio en el ciclo de sueño: Uno de los efectos más evidentes del horario de verano es el cambio en nuestro ciclo de sueño. El adelanto de una hora puede alterar nuestros patrones de sueño y llevar un tiempo ajustarnos a la nueva rutina. Yo tengo la misma sensación que cuando viajas hacia el este y tienes jet lag: te sientes cansado y desorientado los 2 o 3 primeros días.
  2. Mejora en el estado de ánimo: A medida que nos acercamos al verano y disfrutamos de más horas de luz natural, muchas personas experimentan una mejora en su estado de ánimo. La luz solar es conocida por aumentar la producción de serotonina, la hormona de la felicidad. Esta sensación es la que muchas veces os decimos que queremos que sintáis cuando os toméis un buen vaso de zumo de nuestras naranjas.
  3. Mayor seguridad: Con días más largos, también viene una mayor sensación de seguridad. Las personas tienden a sentirse más seguras cuando todavía hay luz natural. Y, además, aumenta el sentido de comunidad, ya que se comparte más tiempo en la calle con otras personas. Y eso es un hecho comprobado aquí en Valencia.

Consejos para Adaptarte al Horario de Verano

¿Quieres asegurarte de que este cambio de hora no te afecte demasiado? Igual para este año ya no llegas a tiempo, pero, para el futuro, aquí tienes algunos consejos útiles:

  1. Ve gradualmente: Si puedes, comienza ajustando tu horario de sueño unos días antes del cambio oficial. De esta manera, tu cuerpo tendrá tiempo para adaptarse sin sentir el impacto repentino.
  2. Mantente activo: La luz natural es tu mejor amiga durante el Horario de Verano. Intenta pasar más tiempo al aire libre durante el día para ayudar a regular tu ritmo circadiano.
  3. Cuida tu descanso: Asegúrate de seguir una rutina de sueño regular y relajante. Evita la cafeína y la pantalla antes de acostarte para ayudar a conciliar el sueño más fácilmente. También te digo, este consejo vale para todos los días del año.

 

Al final, es un cambio que nos afecta a todos de alguna manera u otra, así que, la próxima vez que ajustes tus relojes, recuerda todas las razones por las que lo hacemos y solamente piensa en disfrutar de esos días más largos y soleados.
Artículo anterior Astenia primaveral: cómo superarla y disfrutar al máximo la temporada.
Artículo siguiente El impacto del clima primaveral en la calidad y sabor de las naranjas.